Oración de la mañana

Bendito Señor, hoy estoy abriendo mis ojos ante ti para agradecerte por este día que me estás regalando, y la única palabra que se me viene a la mente es Gracias. Te agradezco mi Señor por darme la posibilidad de pasar un día más en compañía de mis seres queridos. Saber que tú estás a mi lado hace que mis pasos sean más seguros.

Hoy no voy a dejar pasar la oportunidad de darte las gracias por la gran bendición de tener vida. Por todas esas cosas que me das  y por tu capacidad de dar misericordia. Te agradezco porque tengo casa, por tener qué comer, porque nada me falta, y porque siempre recibo tu bendición.

En estos momentos que se está iniciando un día nuevo quiero darte mi vida, y también de todos los seres a quienes quiero. Mi Señor, yo creo que en Ti, y creo que en todas las promesas que me haces. Marchas en frente mío, y jamás permitirás que esté solo, porque eres un Padre con mucha misericordia y bueno, alguien que tiene gran preocupación por todos sus hijos.

Mi día está completamente en tus manos, porque únicamente Tú sabes lo que mi corazón quiere y necesita. Te pido por favor que te hagas cargo de mis pensamientos, de mi forma de actuar y que todo esto sea de acuerdo a tu voluntad. Necesito de tu gran ayuda para poder salir adelante, por favor dame la capacidad de entender las cosas y tener sabiduría para ser capaz de tomar las mejores decisiones en mi vida.

Voy a muchos lugares, y me gustaría que me acompañes a todos ellos, no importa si esté en mi casa, en mi lugar de trabajo, en la universidad, en la escuela, siempre tenme bien y permite que vuelva sano y salvo a mi casa. Las malas intenciones por favor mantenlas lejos de mí, así como también todo tipo de peligro y accidentes.

Señor amado, necesito tu gran ayuda para poder sobrepasar todas las dificultades que se me vienen encima, no importa si son financieras, de salud, problemas en la familia, o cualquier tipo de problema. Tú sabes cuáles son mis preocupaciones, por esto, dejo todo en tus manos, ya que sé que Tú eres el mejor lugar para refugiarme en estos tiempos de mucha angustia. Te pido que cada segundo y minuto de este hermoso día, esté totalmente bajo tu dirección. Muéstrame el camino y la guía para conducir por el bien, y dame la capacidad de fortalecerme, amado Padre.