Gracias Padre, por mostrarme siempre el camino que debo recorrer, y por nunca abandonarme.

Padre lleno de amor, en esta hermosa mañana, te digo buenos días, con un corazón rebosante de esperanza y gratitud. Estoy muy feliz y contento porque puedo abrir mis ojos y encontrarme contigo, en todas las cosas bellas que creaste para mí. Estoy muy agradecido porque pude recuperar mis energías luego de un descanso lleno de reparación, para así poder comenzar con todas las actividades que tengo para este día.




Te agradezco, Padre bueno, porque cuando me levanté, pusiste sobre mi mesa la comida que mi cuerpo necesita, pero por sobre todo, pusiste a las personas que más amo. Gracias Señor, por la salud que me brindas, de la cual bozo para aprovechar todo lo que hoy tienes para mostrarme. Te agradezco por la salud de toda mi familia, por la lucidez de sus mentes y de sus corazones.

Muéstrame Señor, cómo tengo que hacer para continuar valorando todo lo que Tú me regalas mediante sus palabras, sus rostros, sus cariños y sus risas. Te doy las gracias, Padre misericordioso, porque me siento seguro de que hoy será un día lleno de muchas cosas que aprovechar, será un día lleno de tu hermosa presencia y amor.




Es por eso que quiero elevar al cielo esta oración para Ti, con mucho cariño. Quiero que seas siempre alabado, Padre bueno y lleno de bondad, por todos los detalles de amor que pones en mi vida. Te doy las gracias por lo grande que es tu amor, por entenderme cuando por ciertos momentos ni yo me entiendo. Te doy las gracias porque eres paciente en mis desesperaciones y por darme tranquilidad en los momentos precisos.

About Editor

Rolando Javier es el editor encargado en ReflexionesDeFe.com. Es un conocedor senior de la Biblia y de La Palabra del Señor. Estudió la carrera de periodismo por lo que sus dos pasiones se cruzan perfectamente al escribir oraciones al Señor.

View all posts by Editor →